close
InicioBlogsblog de adminPor amor, ¿qué harías?

Por amor, ¿qué harías?

Agosto 17, 2020 1513Veces visto
Campaña que desde la Consejería de Salud y la Concejalía de Deportes y Salud del Ayuntamiento de Murcia quieren transmitir a los jóvenes.

El consumo de alcohol y de otras drogas entre los adolescentes y jóvenes suele producirse en el tiempo dedicado al ocio y a la diversión, siendo en muchos casos un uso compartido. 

En la adolescencia se consolida la identidad personal y se adquiere mayor grado de autonomía, madurez intelectual y capacidad de decisión, que no siempre se canaliza hacia conductas saludables. 

El fin del confinamiento junto con el del curso escolar y el inicio del verano, están haciendo que la recuperación de la vida cotidiana de los adolescentes y de los jóvenes sea una explosión de reencuentros que se convierten en focos de riesgo para el contagio de covid-19. 

Ante la necesidad de prevenir los contagios relacionados con las reuniones masivas y la desinhibición de la conducta como consecuencia del consumo de alcohol y otras drogas, y que supone no adoptar medidas preventivas como el uso de mascarillas y distanciamiento social, surge la campaña creada por la Consejería de Salud y la Concejalía de Deportes y Salud del Ayuntamiento de Murcia. 

La campaña lleva por lema "Por amor, ¿qué harías?", cuyo objetivo principal es facilitar que los adolescentes y jóvenes respeten las medidas sanitarias propuestas para evitar el contagio de la infección por covid-19, en relación con la desinhibición de conductas por el consumo de alcohol y otras drogas en reuniones masivas y contextos de ocio. 

Esta campaña quiere ilustrar las diferentes situaciones de forma positiva, sin propuestas punitivas ni culpabilizadoras hacia los jóvenes, evocando desde la empatía y el cariño. 

De esta manera, se pretende que los jóvenes prescindan de acciones habituales con las que se divierten y que pueden resultar peligrosas, y sin provocar en ellos la rebeldía ni el rechazo propias de la edad ante las prohibiciones de los adultos. La campaña se resume en tres mensajes; proteger a mi familia, proteger a mis colegas y evitar el botellón. 

Proteger a mi familia 

Es imprescindible acordarnos de la familia, de quienes nos cuidan. Por ello, el mensaje incide en concienciar la importancia de la familia. Ahora es momento de tomar las medidas de seguridad pertinentes en la calle para no perjudicar a padres, hermanos, abuelos, primos y tíos. 

Evitar el botellón

A nadie se le puede negar el derecho a divertirse, y hacerlo en compañía, pero ante la grave situación que vive la sociedad los jóvenes deben ser ejemplo de responsabilidad. Por ello, los "botellones" constituyen una actividad peligrosa. 

Habrá que buscar otras alternativas de ocio que permitan adoptar las medidas de seguridad pertinentes. 

Proteger a mis colegas 

Desde la campaña se quiere trasmitir la importancia de tomar las medidas de distanciamiento social y el uso obligatorio de mascarilla cuando los jóvenes se vean con sus amigos. Así la juventud contribuirá a la seguridad de toda la población y disminuirán los contagios. 

Deje un comentario: